Limpieza y Desinfección   

La limpieza y la desinfección son los elementos primarios y más eficaces para prevenir cualquier enfermedad o infestación. Así mismo, mejoran sensiblemente la calidad y esperanza de vida. En efecto, la implantación de productos válidos y de una cultura eficaz y concienciada sobre estos dos factores explica el espectacular aumento de la esperanza de vida en las poblaciones desarrolladas. Una limpieza y desinfección eficiente crean además un medio más higiénico, agradable y sano.

Cronológicamente, la limpieza es un paso previo a la desinfección, por lo que constituye un factor de importancia prioritaria, ya que su ejecución incorrecta planteará múltiples problemas para la realización de la desinfección. La limpieza se define como el proceso de separación, por medios mecánicos y/o físicos, de la suciedad depositada en las superficies inertes que constituyen un soporte físico y nutritivo del microorganismo. El agente básico es el detergente.

Existen tres niveles de desinfección:
- De bajo nivel: Se destruyen la mayoría de las formas vegetativas bacterianas, algunos virus y hongos, no el Mycobacterium tuberculosis, ni esporas bacterianas.
- De nivel intermedio: Se inactivan todas las formas bacterianas vegetativas, incluido el Mycobacterium tuberculosis, la mayoría de los virus y hongos, pero no asegura la destrucción de esporas bacterianas.
- De alto nivel: Se destruyen todos los microorganismos excepto algunas esporas bacterianas

La limpieza y desinfección deben tener unas normas, tiempos y procedimientos no siempre conocidos, incluso por sus profesionales. En Cucablast, podremos realizar cursos de formación para sus empleados, impartidos por profesionales formados y supervisados por nuestra Directora Técnica, Doctora en Bioquímica. Así mismo podemos encargarnos directamente de dicha limpieza y desinfección, aportándole soluciones específicas a sus necesidades concretas. Desde desinfecciones esporádicas a tratamientos de limpieza y desinfección diarias.